Post redactado el 06-26-2015
amor del ladrón de corazones 26-06-2015

Rasa-Lila S i hay una imagen que me ha acompañado toda mi vida es la de ‚ÄúRasa Lila‚Äù o el dulce acto del amor divino. Curiosamente, hasta hace poco no he integrado uno de sus mensajes clave.

Rasa Lila representa uno de los pasatiempos favoritos del dios Krishna. Cuando era jovencito le encantaba tocar su flauta y cautivar a las chicas de la aldea. Una noche las gopis (las muchachas lecheras) escucharon las suaves melodías de la murali y sin hacer ruido se escaparon de sus casas para reunirse en el claro más hermoso del bosque. Allí bailaron, jugaron y dejaron que Krishna las amara durante toda una noche que duró billones de años.

En el centro de la imagen se encuentran Krishna y Radha, pero a su alrededor están las demás gopis, también en brazos de Krishna. Durante mucho tiempo yo no podía comprender por qué Krishna aparecía clonado y bailando con todas a la vez. Mi mente de mujer humana me decía ‚Äúvale, muy bien, son Dios y Diosa en estado de unión perfecta, pero ¡¿Qué narices hacen las otras ahí?!‚Äù

Radha representa el alma personal, el yo. Aparece en el centro porque la mente humana necesita sentirse especial y única, pero el amor que Krishna siente por ella es tan intenso y auténtico como el que siente por las demás gopis. No excluye sino que las sostiene a todas por igual y su flauta es el símbolo de la liberación que emana del amor supremo.

Por fin he comprendido que el amor devocional sucede en dos direcciones: de mí hacia la vida y de la vida hacia mí. Mis células están impregnadas del amor que lo divino profesa hacia mí porque el universo, dios, la consciencia o como quieras llamarlo nos ama apasionadamente a cada uno de nosotros. Es nuestro fan número uno, sólo desea lo mejor y nos da lo mejor en cada momento.

El universo te ama, HARIBOL!!!

HARI = uno de los nombres de Krishna. Significa ‚Äúladrón de corazones‚Äù.

Déjanos tus comentarios

Acepto expresamente la política de privacidad

1 comentarios ...

Peter:

Me gustó el cuento, no lo conocía. Da para mucha meditación. Gracias.

Zaira:

Me alegro mucho, Peter! Sí, a mí también me da mucho para contemplar!!!! Gracias a ti, Shanti

Últimos posts